¿Para qué sirve el fútbol?

botas de fútbolHace un par de años que no sigo el fútbol, no me siento a ver los partidos y no me emociono con las victorias. Nunca sufrí con los fracasos: no es muy del sexo femenino. Por mucho que nos empeñemos las mujeres, tarde o temprano, cuando en la vida nos ocurre algo trascendental, llámese hogar, maternidad o trabajo, nuestro tiempo se vuelve de oro, reordenamos nuestras prioridades y volvemos a ver a veintidós tíos corriendo tras una pelota. Esto no quiere decir que las mujeres no valoremos el fútbol, no lo entendamos o no seamos capaces de disfrutar un gol. Simplemente no queremos entender, nos desentendemos. Sigue leyendo “¿Para qué sirve el fútbol?”